Los puntos SIGRE

Publicado en: Consejos | 0

¿Sabes en qué consiste un punto SIGRE?

Un punto SIGRE es un lugar donde puede dejar cualquier medicamento que ya no utilice.

¿Cuándo debo acudir a un punto SIGRE?

1. Al finalizar un medicamento: guarda el envase vacío, ya sea un frasco, una caja de cartón, un blíster, un tubo o un inhalador, y su caja de cartón para llevarlo a la farmacia la próxima vez que vayas.

2. Al finalizar un tratamiento: lleva los envases, vacíos o con restos de medicamentos, al Punto SIGRE.

3. Al revisar el botiquín: retira los medicamentos que ya no uses, que estén caducados o que no sepas para qué dolencia son, y llévalos al Punto SIGRE de la farmacia cuando vayas.

Y recuerda, siempre debes depositarlos con su caja y con su prospecto.

Por otro lado, nunca deben depositarse en el Punto SIGRE las agujas, termómetros, radiografías, gasas, productos químicos o pilas.

La recogida se lleva a cabo en farmacias, ¿por qué solo en estos lugares? ¿Todas las farmacias cuentan con un punto SIGRE?

Más de 21.000 farmacias, la práctica totalidad de las mismas, prestan este servicio de recogida, por lo que el ciudadano, con independencia de su lugar de residencia, dispone de un Punto SIGRE próximo a su domicilio para reciclar correctamente los envases y los residuos de medicamentos.

De esta forma, además, se cuenta con el asesoramiento de un profesional sanitario, como es el farmacéutico, que nos indicará qué debemos llevar y no llevar al Punto SIGRE para reciclar correctamente.

El farmacéutico, además, custodia los residuos depositados en el Punto SIGRE. De esta manera, evita posibles injerencias producidas por la manipulación de terceras personas no relacionadas con la cadena del medicamento o por una falta de vigilancia continuada del contenedor y de su contenido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *