Remedios naturales para combatir la gripe

La mayoría de personas asocian los resfriados y gripes a los meses de frío. Y aunque es cierto que son más frecuentes durante la temporada invernal, no únicamente se presentan en esta época del año. En primavera también se pueden producir catarros y gripes, y en muchas ocasiones se confunden los síntomas con los de la alergia primaveral. Aunque la congestión nasal, estornudos y dolor de garganta son síntomas comunes, en el caso de la gripe, a diferencia de la alergia y el catarro, también es usual tener fiebre alta, dolor de cabeza, fatiga extrema, agotamiento, molestia y dolor general.

Desafortunadamente el virus que produce la gripe no tiene cura. Pero si existen tratamientos para mejorar y aliviar sus síntomas.

Los remedios caseros para combatir la gripe y resfriados pueden ayudarnos a aliviar la intensidad de los síntomas y evitar que nos sintamos tan mal, así como acelerar el proceso de recuperación. Te dejamos unos remedios naturales que te ayudaran a sentirte mejor si coges la gripe.

 

  • Vahos de eucaliptos. El eucalipto tiene propiedades expectorantes y ayuda a despejar las vías respiratorias y aliviar la irritación de garganta.
  • Líquidos calientes. Qué razón tienen nuestras abuelas cuando dicen que lo mejor para aliviar el malestar de la gripe es tomar un caldo calentito. Las bebidas calientes como el caldo de pollo o las infusiones son muy reconfortantes cuando estamos resfriados o tenemos gripe. Mejoran la congestión nasal ya que favorece el flujo de mucosidad, tienen efecto relajante y alivian la tos y la irritación de garganta. Además de esto también nos ayudan a mantenernos hidratados, lo cual es fundamental para combatir la gripe.
  • El jengibre fresco es un buen aliado para mejorar el malestar de la gripe y resfriado. Ayuda a combatir los síntomas como la tos, el dolor muscular y de cabeza.
  • Echinacea. Estimula el sistema inmunológico y aumenta las defensas del organismo, por lo que puede ayudar a reducir la duración y la gravedad de resfriados y gripes.
  • Es clave para que nuestro sistema inmune funcione correctamente y nos recuperemos.
  • Gotas nasales de solución salina o agua de mar para aliviar la congestión. Puedes hacer una solución casera con agua y sal pero puede que la concentración de sales no sea la adecuada. Cuando la congestión es fuerte lo más recomendable es utilizar un agua de mar hipertónica, que puedes adquirir en tu farmacia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *